Lo de Twitter. (#Youtoo?)


No sé cuándo empezó a funcionar esto de Twitter, si es casualidad o si han coincidido unas cuantas circunstancias a la vez, activando un algoritmo desconocido para el gran público y disparando mi perfil. Cincuenta y siete mil seguidores y contando, a ritmo de más de un millar al día y sin hacer nada especial, al menos eso creo yo. Había creado la cuenta hace diez u once años. Entonces utilizaba aquella red social como vía de escape: Quince minutos paseando el dedo en vertical con el iPhone, enterándome de qué pasa en cada sitio y qué dicen en cada rincón mis vecinos de mundo. Decía Ortega hace cien años, mejor contado, algo de que las tecnologías han terminado con las distancias, y ahora todo nos parece local.

Pues eso era Twitter para mi: El diario del barrio, un barrio extendido desde La Patagonia hasta Japón, se entiende, por el camino largo. Cada historia en el diario era (y aún es, aunque han duplicado los caracteres) contada en pocas palabras. Bien, mejor; no nos vayamos a cansar, que llevo todo el día currando, sin contar las peleas con la novia, que para cuándo los hijos, las cagadas con hacienda, que no has presentado bien este papel y te va a caer la del pulpo, los marrones de trabajo, que mañana vuelas aquí y si es posible de madrugada y con escala, y la presentación hazla tú que yo no quiero pensar, que me pagues pronto, que te pago tarde, que te llamo a la hora que me sale de la yugular. Las historias del barrio de Twitter las contaban primero los expertos: Periodistas, expertos de nada, pero expertos de contar. Políticos. Esos. Etc. Luego, empezaron a florecer los que sabían menos pero hablaban más (1), los que escribían mucho y muy desordenado y se creían que el lugar era libre de pecado y reglas gramaticales (2), y los que se dedicaban a insultar y amenazar de muerte a personajes públicos (3), lo cual por cierto, aunque muchos de los que dominan la red merezcan una inhabilitación inmediata y un montón de celofán recubriéndoles la boca por siempre jamás, me entristece. Y por último, estaban los más: Los tuiteros de profesión (4).

Los tuiteros pro son o bien todólogos o bien especialistas: Licenciados y doctores en derecho constitucional, expertos en sociología, padres de los derechos humanos, defensores de la libertad de expresión, expertos en cultura norteamericana o historia de España, estudiosos del patinaje artístico, pioneros del rugby femenino, combatientes de las injusticias o líderes natos del deporte paraolímpico, maestros de la nutrición y la hostelería, profesores de solfeo, y dominadores de otras materias, sus paredes digitales plagados de diplomas en forma de respuesta o retuit.

Eh, que yo no soy de esos, ¡qué te vas a pensar! Yo me lo he currado, y aunque todavía no sepa por qué de la noche a la mañana me he convertido en una celebrity de la red, no es porque me haya metido en el odioso saco de los todólogos oportunistas. Yo tengo empatía, leo siempre antes de contestar, y sólo me caliento cuando veo una injusticia clara sin defender. Y joder, si he usado cincuenta veces el hashtag #metoo es porque me parece deleznable todo el asunto. El otro día leí que una firmó un contrato con no se qué director para salir en una película de serie B, y ahora dice que abusaron de ella porque le pagaron poco, y además ella salía desnuda en una escena. Ella firmó el contrato con plena conciencia, y le pagaron lo pactado. Pero salió en pelotas, y encima, no le ha servido para hacerse famosa. Cuando me entere de quién es el director le amenazo, que yo sé de cine y de derecho y ese cabrón acaba en el trullo seguro. Salvo que ya esté en Bélgica.

 

Jaime Pérez-Seoane Z

 

Anuncios

Opina

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s